Agronomía

Consideraciones para la evaluación de híbridos

Factores que se deben tener en cuenta al utilizar los datos de rendimiento para seleccionar híbridos para la próxima temporada

El rendimiento de los híbridos de un año suele desempeñar un papel importante a la hora de decidir cuales de ellos sembrar al año siguiente. El monitor de rendimiento de las cosechadoras son enormemente válidos y ayudan a tomar mejores decisiones.  Hay varias consideraciones importantes tanto si planifica su propia parcela de ensayo como si observa los resultados de otros.

Elija parcelas bien manejadas

Al realizar comparaciones en la explotación, evalúe los lugares en busca de irregularidades como el drenaje y el encharcamiento, la variación en las aplicaciones de fertilizantes o estiércol, las zonas de compactación o la pisa de las ruedas.  Compare los híbridos en el mismo campo con el mismo historial de rotación reciente.  Si es posible, seleccione una ubicación que minimice la variación del suelo.  Identifique la ubicación mediante el mapa de tipos de suelo o zonas de manejo y limite o bloquee la anchura y la longitud de la prueba a un suelo uniforme. 

Haga una comparación válida de híbridos

Empareje los segmentos tecnológicos Evalúe productos similares entre sí.  Los plazos deben tener una diferencia de cinco días entre sí y los paquetes de rasgos deben ser equivalentes.  La comparación entre un producto resistente a los insectos y un producto convencional (no resistente a los insectos) no ayuda a determinar las diferencias genéticas entre la genética de base si la presión de los insectos afecta al rendimiento.

Haga una conclusión válida

Reduzca al mínimo el número de híbridos que se comparan.  La posibilidad de encontrar el mejor híbrido disminuye a medida que aumenta el número de híbridos por parcela.  Ser capaz de elegir con precisión el mejor de dos o tres híbridos es mucho más seguro que tratar de elegir el mejor en un grupo de 10 o más.

Cuidado con las pequeñas diferencias de rendimiento

Cuanto más pequeñas sean las diferencias de rendimiento entre los productos, más parcelas habrá que tener en cuenta.  Incluso con una media de 404 kg/ha de diferencia de rendimiento entre dos híbridos de maíz, para estar al 90% seguro de que el mejor híbrido es el que usted ha seleccionado, se necesitan resultados de 30 ubicaciones para asegurarse de que la diferencia es «real», y no solo aleatoria.

El año que viene no será igual que este

Es muy recomendable utilizar varias ubicaciones a lo largo de varios años.  El uso de una sola parcela es interesante para las comparaciones locales y proporciona un gran historial, pero no lo es tanto para predecir realmente el rendimiento futuro con condiciones de cultivo desconocidas. Utilice un mínimo de 10 o más parcelas para comparar los mismos productos.  Examine los datos de varios años o de diferentes entornos para comprobar la coherencia de los resultados en diferentes condiciones.

Al observar los datos del monitor de rendimiento después de la cosecha, tenga en cuenta que esos datos de rendimiento de múltiples ubicaciones, y de varios años, si están disponibles, son el indicador más preciso del rendimiento futuro de los híbridos.  No se pueden predecir las condiciones de cultivo del año siguiente, por lo que es muy importante utilizar una amplia selección de parcelas bajo diferentes condiciones de cultivo para garantizar que se incluyan las futuras posibilidades.  En algunos casos, el mero hecho de saber que se han dado unas condiciones de crecimiento extremadamente anómalas a nivel local es suficiente para reducir la importancia de una parcela en la toma de decisiones.

La decisión sobre los híbridos a sembrar es una de las más importantes que tomará cada año en su explotación, por tanto, asegúrese de prestar la atención y el cuidado que merece.