Prensa •  9/03/2020

Corteva Agriscience™ se une a Aldeas Infantiles SOS en su proyecto Huerto-Granja Malvaseda, Zaragoza

Un total de 719 niños y niñas han participado durante el último año en el proyecto

Logotipo Aldeas Infantiles SOS
Logotipo Aldeas Infantiles SOS

Madrid, 9 de marzo de 2020 Corteva Agriscience, compañía líder en el sector agrícola en tecnología aplicada a semillas bajo la marca Pioneer®, protección de cultivos y agricultura digital, colabora con Aldeas Infantiles SOS para reforzar el desarrollo de su proyecto Huerto-Granja Malvaseda en Zaragoza.

 

Malvaseda es un espacio que surge como recurso educativo complementario a la atención ya ofrecida por Aldeas, que comprende un Huerto-Granja e instalaciones para desarrollar terapias ecuestres. Este espacio supone un apoyo para que los niños que se encuentran en situación de vulnerabilidad adquieran conciencia de su medio, mejoren sus habilidades psicosociales y aprendan contenidos, valores y destrezas que les ayuden a actuar individual y colectivamente en el respeto a la vida y conservación del medio natural.

 

En el marco del proyecto, se desarrollan diferentes talleres de educación ambiental que abordan distintos temas que van desde el compostaje, la identificación de árboles, el riego o la recolección, entre otros. En 2019, participaron en el proyecto un total de 719 niños y niñas.

Niños en fila visitando un huerto
Niños en fila visitando un huerto

Corteva Agriscience, como compañía 100% agrícola, tiene un sólido compromiso con la sociedad, tanto en lo que a satisfacer la demanda de alimentos se refiere como a lo relacionado con la sostenibilidad y la conservación de la tierra. En esta línea, Corteva se suma al proyecto de Aldeas Infantiles SOS y su apoyo irá dirigido principalmente a dos iniciativas dentro del proyecto en Zaragoza: La puesta en marcha de un jardín sensorial, un espacio donde los niños puedan percibir la naturaleza a través de los sentidos, así como la adquisición de un tractor que ayudará al mantenimiento de las instalaciones y a la realización de las tareas agrícolas, como el laboreo de los bancales y el invernadero, el trasporte de herramientas o la retirada de residuos vegetales.

 

Alberto Ojembarrena, Director de Marketing del área de Semillas y Nuevos Cultivos de Corteva Agriscience, ha señalado la importancia de educar a los niños en el respeto por la naturaleza, así como en valores como el esfuerzo y el trabajo en equipo que se desarrollan trabajando el campo: “Estamos muy contentos de poder colaborar con Aldeas Infantiles SOS y contribuir a que las generaciones futuras crezcan y evolucionen respetando su entorno y entendiendo la necesidad de preservar la tierra, además de contribuir a que niños y jóvenes en riesgo de exclusión social tengan una oportunidad a través de la agricultura”.